Libro electrónico.

- EL HOMBRE MODERNO Y LA VIDA ESPIRITUAL
por F. Marx de Taizé.
Traducción del P. Felipe Santos.
37 páginas.

El primer paso de la ascesis cristiana es acoger en la vida de todos los días la cruz de Jesucristo. En la persona del Crucificado, nuestra existencia, en lo que tiene de difícil o doloroso, ha encontrado un sentido y una eficacia. Pero esta actitud receptiva ante la cruz no constituye toda la ascesis. El cristiano no es invitado solamente a asumir su sufrimiento y a participar en el de Cristo, por la fe, sino también a ejercitarse en los combates que todos los días debe llevar a cabo contra las fuerzas del mal, la codicia, él mismo.

Vea:
El hombre moderno y la vida espiritual