Los enfados en el matrimonio

Cada persona tiene su manera de enfadarse y de expresar su enfado.

Hay personas que expresan el enfado con la palabra, diciéndolo. Otras en cambio se lo guardan dentro con mucho sufrimiento.

El enfado es una emoción difícil de manejar dentro del matrimonio por todo lo que conlleva. Pero los enfados desempeñan un papel fundamental en la vida del matrimonio.

Por los enfados podemos tener información y energía sobre cómo va nuestra vida tanto individual como común.


¿Cómo encauzas tus enfados?

Si no controlamos nuestro enfado pueden surgir gritos, palabras hirientes, tirar cosas, empujar, golpear, etc. Las relaciones humanas no pueden soportar durante mucho tiempo esta situación.

Si no controlas los enfados, tus enfados, pronto la otra persona va a sentir odio y toda clase de sentimientos negativos.

Tienes que fijarte en el por qué de tu enfado, ¿Cuándo se produce?

Cuando las cosas no se hablan serenamente y con sentido común, la convivencia matrimonial se va poniendo en peligro. A la larga todo lo que no se hable pasará factura.

No es bueno dar rienda suelta a los enfados, pero tampoco es bueno reprimirlos…

Lo mejor es dialogarlo…



¿Qué ocurre si el enfado no se vive bien?

Cuando no se asimila el enfado por los dos miembros de la pareja a la larga se produce una depresión. También empieza a disminuir la autoestima en los dos.



¿Cómo podemos hacer que un enfado beneficie nuestro matrimonio, en vez de dificultarlo?

1. Reconocerlo.
2. Expresar nuestros enfados sin darles rienda suelta.
3. Dialogar y compartir sobre los sentimientos que tenemos en el enfado.
4. Cuando nuestra pareja está hablando de su enfado es preferible escuchar más que hablar.
5. Si las cosas durante el diálogo se caldean demasiado, es mejor parar un poco y continuar cuando se hayan serenado los ánimos.
6. Ser consciente de las causas que provocan nuestros enfados y hacer algo al respecto.
7. Hacer una lista de las cosas que vivimos en nuestra infancia y pueden estar afectándonos todavía.



¿Qué podemos hacer como pareja para controlar los enfados?

1. Deben de llegar a un acuerdo de comunicarse mutuamente los enfados, la rabia, la cólera tan pronto como sea posible y antes de que se complique más. Aceptar que es algo normal que de vez en cuando exista algún enfado.
2. Estar enfadados no significa estar atacándose uno al otro. Podemos vivir el enfado de una manera racional y con sentido común.
3. El enfado hay que enfrentarlo y solucionarlo conjuntamente, no individualmente.
El enfado dentro del matrimonio es siempre cosa de dos…