Científicos españoles rechazan la clonación humana: "afecta gravemente a la humanidad"

Madrid, 17 febrero de 2004.

Numerosos científicos de la plataforma "Hay Alternativas" –que agrupa a más de 1,300 expertos– expresaron su rechazo a los experimentos de clonación humana realizados por científicos surcoreanos y estadounidenses pues "rompen los criterios éticos propios de respeto al individuo" y "afectan gravemente a toda la humanidad". Entre los principales investigadores –en áreas como bioética, microbiología y genética–que se manifestaron en contra de la clonación está el presidente de la Asociación Española de Bioética y Ética Médica y miembro del Comité Asesor de Hay Alternativas, Manuel de Santiago, quien subrayó que "ninguna clonación verdadera es moralmente admisible".

"Si se confirman los datos técnicos de este estudio", similar a lo que se hizo con la oveja Dolly, "significaría que la técnica aplicada ha conseguido superar las dificultades de los primeros experimentos en clonación", afirmó el científico y agregó que aunque los científicos surcoreanos puedan estar motivados por una "intención buena y terapéutica", "esto no es suficiente" para hacer "buena" la decisión de clonar.

Asimismo, el catedrático de Microbiología de la Universidad Complutense de Madrid (UCM), César Nombela, subrayó su "escepticismo" ante la noticia que llega en un "momento delicado" en que la discusión internacional de prohibir la clonación humana con fines reproductivos no está cerrada.

En este sentido, el experto se refirió a acuerdos internacionales y concretamente al Convenio de Oviedo sobre Biomedicina y Derechos Humanos, suscrito por numerosos países de la OCDE, en el que se prohíbe la clonación con fines reproductivos.

El científico cuestionó también la "pertinencia" y "necesidad" de este experimento que calificó de "prematuro" pues "la información que pueden proporcionar estas células madre clonadas" puede ser obtenida con los "embriones sobrantes de reproducción", autorizados y usados en España y en otros muchos países.

Por su parte, Rafael Rubio, profesor de la Facultad de Derecho de la Universidad Complutense y Portavoz de Hay Alternativas, advirtió de los problemas que plantea la clonación denominada "terapéutica", "incluso más perversa que la que tiene fines reproductivos, pues en la terapéutica se crea un embrión humano ex profeso para destruirlo una vez se haya desarrollado".

"En ambos casos se manipula la vida humana, pero en la clonación reproductiva, al menos, al embrión se le da una oportunidad para vivir", agregó Rubio.